viernes, 4 de agosto de 2017

Diferencia entre Tarot y Oráculo

Ayer una seguidora de Instagram me preguntó que ¿cuál es la diferencia entre Tarot y Oráculo?, ya que últimamente estoy poniendo muchas fotos de ambos, y me ha parecido una idea interesante para desarrollar aquí, sobre todo para los que empiezan.



Cuando hablamos de "echar las cartas" o de cartomancia, podemos dividir nuestras herramientas adivinatorias en Tarots y Oráculos.


Tarot

Tarot Rider-Waite

El Tarot es fácil de reconocer porque posee siempre una estructura fija, que solo ha cambiado en alguna ocasión: el número (la posición) de alguno de los arcanos mayores a lo largo de la historia, o el nombre de las figuras o de los palos (aunque son equivalentes). Esta estructura se compone de los Arcanos Mayores, que son los que la mayoría reconoceréis, ejemplos son La luna, El sol, La emperatriz, El hermitaño, El loco, etc. Pero también posee Arcanos menores, que son cartas del uno al diez más las respectivas figuras, cada una de un palo (oros, copas, bastos y espadas), las figuras son la sota, el caballo, la reina y el rey.

Sharman-Caselli Tarot
A parte de esta estructura, el tarot tiene una simbología original, cada carta tiene una serie de detalles que significa algo, y que hay que aprender. En algunos Tarots nuevos se respeta esta simbología y en otros no, hay tarotistas que solo admiten tarots con su adecuada simbología y hay otros a los que no les importa que no la traiga, porque hay tarots preciosos y que son verdaderas obras de arte. 

Hay mazos tarot de todas las clases y temáticas que busquéis, tanto con imágenes solo en los arcanos mayores y el respectivo numero o cantidad palos dibujados (Ejemplo: Tarot de Marsella), como con imágenes no solo en los mayores sino desarrollando escenas también en los menores para conseguir una mayor comprensión (ejemplo: Tarot Rider-Waite). 

Morgan-Greer Tarot
A primera vista el Tarot podría parecer complejo para el principiante con lo explicado anteriormente, pero al compararlo con un oráculo, no lo es, porque cuando aprendes a echar el tarot, prácticamente puedes echar cualquier baraja que te pongan por delante, en cambio, con cada oráculo hay que aprender, o si hace mucho tiempo que no lo usas, tienes que tener el libro de instrucciones al lado, y eso no pasa con el tarot.

El tarot es una herramienta que se puede usar tanto para leer pasado, presente y futuro, cómo para obtener guía y conocimiento personal.


Oráculos

The druid animal oracle
Los oráculos de cartas, son mazos que también se pueden echar, pero que no tienen una estructura fija, es decir, cada autor de un oráculo inventa para sus cartas lo que necesita, por lo tanto, cada oráculo es distinto, y tienes que aprender a echarlo. Con algunos incluso nunca aprendes, simplemente te limitas a leer el significado en el libro, otros por el contrario son tan intuitivos que no necesitas el libro que traen para entender lo que te están diciendo las cartas, cómo podéis ver hay mucha variedad.

En mi opinión, los oráculos en su mayoría son mejores para obtener guía espiritual o conocimiento personal, por ejemplo, hoy en día encontramos multitud de oráculos donde vienen escritas cualidades humanas, que podemos necesitar o que tenemos, y aunque pueda parecer una tontería, son muy útiles, el trabajo con ellos es gratificante y aprendes mucho sobre tí mismo. 

Yo suelo usar los oráculos para sacar la carta del día, donde ves como va a ir tu día o la energía que domina esa jornada, también son buenos para cuando tienes dudas sobre tí mismo, o dónde te encuentras en la vida, me parecen mucho más adecuados para este tipo de temas.

Obvianteme hay excepciones, por ejemplo, el Oraculo de Belline lo puedes echar perfectamente y leer como si leyeras un libro, claramente, carta tras carta, o en tiradas conocidas, como la cruz celta

Oraculo de Belline
Un problema de los oráculos, es que con el todo vale, hay oráculos maravillosos, creados por personas que llevan toda la vida en la cartomancia, o por personas muy intuitivas, y que os van a ser muy útiles, y en cambio, hay otros oráculos más comerciales que posiblemente no os servirán de nada, solo para llevaros un disgusto, porque suelen ser caros. Por ejemplo, esos oráculos en los que tienen colecciones de seres de distintas culturas, tienen ángeles, hadas, sirenas, y mil cosas, a veces los compramos por coleccionismo si nos gusta algo en concreto de esa colección, pero con frecuencia, no son de calidad para la adivinación. 

También hay oráculos que se hacen muy conocidos (históricos diría yo) y que acaban teniendo multitud de variedades, como pasa con el Lenormand, que originamente se basaba en la baraja francesa, a la que Marie Ann Lenormand le añadió varias cosas más para crear su oráculo perfecto. 

Soy principiante, ¿Me compro un mazo de Tarot o un Oráculo?

Yo recomiendo que aprendas a leer el Tarot, es universal, y es lo mejor que puedes aprender en cuanto a adivinación, así que para empezar, compraté un mazo de tarot, además te recomendaría un clásico que es el Rider-Waite, muy fácil de entender porque tiene imágenes en los arcanos menores, no solo los palos dibujados. 

Aunque, si hay algún oráculo que te guste, porque realmente hay algunos preciosos y muy útiles (en mi opinión van muy bien The druid animal oracle, y The druid plant oracle, aunque hay muchos más parecidos), tampoco estaría mal tener algún oráculo para cuestiones sencillas, y para obtener guía sacando una carta, o en una tirada de tres cartas donde juegues con pasado, presente y futuro, buscando cualidades o lo que necesitas aprender. 

Pero siempre os diré que lo más importante es el Tarot, y que aprender Tarot es para toda la vida, así que primero compra un mazo de Tarot. 
Es un texto original de Dandelion, La bruja verde, todos los derechos reservados.

No hay comentarios: